Pablo Blanco, premiado como el mejor ingeniero en energía del año